AMASENDA
VOZ DE AMERIKUA DESDE AMAZONAS-ANDES
Boletín Semanal # 17 de la Mancomunidad de la América India Solar (M.A.I.S.)
Apreciados Amigos Espirituales, ¡PASH… IN LAK´EH… (¡Yo SOY Tú!)

Nos acercamos al tercer mes de la primavera: Géminis, período de transición a la siguiente estación, cuando la primavera va perdiendo fuerza y va penetrando la energía veraniega. En el Hemisferio Sur es la transición del otoño al invierno. Géminis es un signo mutable o adaptable, regido por Mercurio con su triple sabiduría; guarda similitud con el metal mercurio, también maleable y adaptable al recipiente que lo contiene.
Así es el mes de Géminis, o mejor, de Los Gemelos, signo dual.

Aprovechemos esta energía del signo y mes de Géminis para seguir avanzando por el calendario zodiacal, que sirve de guía para manejar la energía llamada Tiempo, unida al Espacio, que nos ofrece un nuevo ambiente natural en el esplendor de la floración primaveral al Norte, y de la fructificación al Sur. Es un paso más en el gran sendero espiritual que enseña la unidad Cielo-Tierra. Cada quien según el estado cósmico y terrestre de Géminis y Mercurio en su carta natal.

Esta sabiduría guardada en Géminis, signo de comunicación, enseñanza, estudio, de inquietudes intelectuales, y en Mercurio viajero, peregrino, Portero de la Luz Mayor, el Sol, permite combatir el analfabetismo espiritual, ese estado de ignorancia y confusión, cuyos velos impiden leer la omnipresencia de la sabiduría divina en la gran enciclopedia existencial del mundo que nos rodea y de nuestra propia vida:
Enciclopedia Cielo-Tierra

PAZ AMOR SABIDURIA HUM.… P.A.S.H. … AL LAK´EN (Tu ERES Yo) …
Vuestro Hermano y Servidor, D. Días Porta
Desde Los Andes, Amerikua Sur, a 14º del mes de Los Gemelos, Año 74 en Acuarius

Todo en la vida sucede por ciclos. No hay pérdidas sino transiciones de un estado a otro. La vida no conoce muerte, sino el paso a otro nivel vibratorio. Cuando se evapora el agua, no muere, transita a otro plano. Y retornará al nivel líquido. Igual ocurre al ser humano…

LEYENDA DE LOS GUERREROS DEL ARCOIRIS, CLAVE DE LA SUPERVIVENCIA DE LA HUMANIDAD

Hubo una vez en el siglo XIX, una anciana y sabia mujer perteneciente a la tribu Cree de Norteamérica, llamada Ojos de Fuego. Un día, esta mujer visionaria reunió a los ancianos caciques de la tribu y les comunicó la profecía que había canalizado, que hasta nuestros días hace eco. Hablaba de una nueva tribu llamada “Los Guerreros del Arco Iris”, y decía así:

Llegará el día cuando la codicia del hombre blanco hará que los peces mueran en los arroyos, que las aves caigan de los cielos, que las aguas ennegrezcan y los árboles ya no puedan mantenerse en pie. Así, la humanidad, tal y como la conozco, dejará de existir…

Los ancianos escucharon atónitos las palabras de Ojos de Fuego, sabían que las palabras de esta sabia anciana siempre se cumplían inexorablemente. Ella percibió el miedo en sus ojos, y con voz serena les dijo: No temáis, porque cuando llegue el día que la Tierra caiga enferma, cuando no quede ninguna esperanza, algunos despertarán por fin de su letargo. No solo eso, sino que llegará día cuando muchos se levantarán y entre todos formarán un mundo nuevo, donde reine la paz, la justicia y el respeto por el Gran Espíritu de la Tierra.

Llegará el momento cuando necesitaremos a “los guardianes de las tradiciones, las leyendas, los rituales, los mitos y las viejas costumbres de los pueblos” para que nos enseñen cómo recuperar la salud, la armonía y el respeto a nuestros semejantes. Ellos serán la clave para que sea posible la supervivencia de la humanidad, y serán conocidos como “Los Guerreros del Arco Iris”. Ellos mostrarán a la gente los principios y reglas para vivir conforme al mundo. Estas nociones serán las mismas que seguían antiguamente los pueblos. Enseñarán los viejos hábitos de unidad, amor, comprensión.

Y enseñarán por todos los rincones de la Tierra cómo conseguir esa armonía entre las personas, cómo orar al Gran Espíritu como lo hacían los pueblos del pasado, dejando que el amor fluya como fluyen las cascadas que descienden de las montañas y que acaban uniéndose al océano mismo de la vida.

Y una vez más renacerá la alegría de estar en buena compañía, como también en la soledad elegida. Estarán libres de toda envidia, y se amarán como hermanos, sin importar el color de su piel o su religión. Sentirán cómo la felicidad poco a poco baña sus corazones mientras se vuelven uno con el resto de la creación.

Sus corazones serán puros y emanarán calidez, comprensión y respeto por la humanidad, por la naturaleza y por el Gran Espíritu. Les mostrarán que se puede ser feliz independientemente de lo que sucede, porque todo tiene un propósito sagrado que nos lleva a un bien superior.

Y sus hijos nuevamente podrán correr libres y disfrutar los tesoros de la Naturaleza y de la Madre Tierra, libres de venenos y de la destrucción generada por el Yo-ne-gi y sus prácticas codiciosas.

Los ríos fluirán cristalinos, los bosques estarán llenos de árboles frondosos mostrando su hermosura, poblados por infinidad de pájaros y animales. Como antiguamente, volveremos a respetar los auténticos poderes del planeta, de los animales, y la conservación de todas las cosas bellas se convertirá en una forma de vivir.

Los líderes de los pueblos volverán a ser elegidos a la antigua usanza, por sus cualidades y no por la cantidad de dinero que dispongan, serán elegidos aquellos cuyas acciones digan más que sus palabras. Serán elegidos como líderes o Jefes aquellos que muestren su amor, su sabiduría y su valor; que hayan sido capaces de actuar por el bien de todos. Estos Jefes emplearán su amor para entender a la gente y para asegurar que niños y jóvenes sean educados en el amor, el trabajo y el conocimiento de su entorno. Les mostrarán que los milagros pueden hacerse realidad para curar al mundo de todos sus males, devolviéndole la salud y belleza que antes tuvo.

Las tareas que esperan a los Guerreros del Arco Iris serán muchas y de gran importancia. Serán tareas escritas en mayúsculas. Entonces, las grandes montañas de ignorancia será necesario vencer, y, además, tendrán que enfrentar prejuicios, odios y rencores. Será necesario que sean constantes, muestren dedicación plena, firmes en su fortaleza y de corazón, pues en su camino hallarán mentes y corazones que muestren gran disposición a seguirlos en ese camino que devolverá nuevamente a la Madre Tierra toda su belleza y plenitud.

Y llegará el día cuando seamos conscientes de TODO lo que somos y, que nuestra existencia se la debemos a esas personas que han preservado su cultura y su herencia. A aquellas que han mantenido con vida los antiguos rituales, sus historias, leyendas y mitos y que nos han enseñado a volver a vivir en armonía con la Naturaleza, con la Madre Tierra y la humanidad en si misma. Este día no tardará en llegar, y descubriremos así que este conocimiento es la clave para la supervivencia. Éstos serán llamados Guerreros del Arco iris, y lo que se puede conseguir a través de su enseñanza es lo que me impulsa a ser protectora de la cultura, la herencia y los conocimientos de mis antepasados.

Una vez Ojos de Fuego hubo terminado, se retiró a su tienda, y los ancianos quedaron en silencio, reflexionando sobre esas palabras que llegaron a su tímpano. Ellos pidieron al Gran Espíritu que iluminará a los Guerreros del Arco Iris, para que lleguen pronto y transmitan su valioso conocimiento para el bien de la humanidad.

¡¡¡Y…ya estamos Aquí !!!!!

“Durante milenios, sociedades secretas de curanderos y chamanes indígenas americanos preservaron cuidadosamente su sabiduría y enseñanzas, y actuaron como guardianes de la naturaleza. Guardianes que han existido en muchas naciones, y han sido llamados de distintas formas; en los Andes y en la Amazonía eran conocidos como los ‘laikas’. En 1950 un grupo de ellos bajó de los Andes para asistir a la reunión anual de chamanes al pie de una de las montañas sagradas. Los nativos del lugar reconocieron en ellos las marcas que identificaban a los altos sacerdotes. Comprendieron que se trataba de un grupo de hombres y mujeres chamanes que supuestamente habían desaparecido después de la conquista. Estos altos sacerdotes chamanes, conscientes de que la humanidad estaba al borde de una gran crisis, habían salido de su reclusión para ofrecernos una sabiduría que ayude a sobrellevar los grandes cambios que tendremos que afrontar, que transforme nuestra realidad y dé a luz un mundo mejor… … Estas valiosas enseñanzas, conocidas como las cuatro revelaciones, fueron mantenidas en secreto por muy buenas razones. (De la introducción a la obra “Las Cuatro Revelaciones” por el Dr. Alberto Villoldo.)

Después de más de año sin contagiarme, enfrenté el COVID-19. Ya gracias a Dios estoy mucho mejor. Tuve a la mejor doctora a cargo, mi hermana Ángela, que durante uno de los días que estuve de reposo, me dijo algo muy valioso que quiero compartir con ustedes: «La lucha contra el COVID no es solo medicamentos. Es descanso, agua, alimentación saludable, meditación y pensamiento positivo.» El virus no distingue entre personas, y aunque no lo sintamos “cerca”, todos estamos expuestos. Hagamos lo que esté en nuestras manos para evitarlo, y cuando esto no sea posible, cuidemos bien de nosotros y las personas que tengamos alrededor, en cuerpo y mente. Esto es una cadena y muchas personas no pueden contarlo. -No bajemos la guardia, Guido Mercado, en Facebook. – DDP: La mejor medicina es la que produce el cuerpo si le damos los nutrientes necesarios en vez de comida chatarra, y el mantenimiento a través del ejercicio, deporte, Yoga, meditación como terapia, y oración.

DATO CURIOSO

  • Las hormigas no tienen pulmones.
  • Las hormigas no tienen orejas.
  • Las hormigas son agricultoras.
  • Las hormigas tienen dos estómagos.
  • Las hormigas saben nadar.
  • Las hormigas son esclavistas.
  • Las hormigas son tan antiguas como los dinosaurios.
  • Hay más de 12.000 especies de hormigas en todo el mundo.
  • Una hormiga puede levantar 20 veces su propio peso corporal.
  • Algunas hormigas reinas pueden vivir muchos años y tener millones de crías.
  • Cuando las hormigas se pelean, suelen hacerlo a muerte.
  • Cuando la reina de la colonia muere, la colonia solo puede sobrevivir unos meses.
  • Las hormigas pueden vivir dos horas sin oxígeno.
  • Las hormigas no tienen sangre.
  • Las hormigas nunca duermen.

SOBRE EL NOMBRE DE AMERIKUA:
http://cdigital.dgb.uanl.mx/la/1080017138/1080017138.PDF

Medicine of the Lhaq’temish Nation – Jewell & Doug James of the Lummi People @ Heart & Mind Festival https://www.youtube.com/watch?v=eQLsElvsw1A

LA HISTORIA OCULTA DE LA HUMANIDAD:
https://www.youtube.com/watch?v=zULwWpLlqyw

Fascinantes hallazgos sobre el microbio humano de bióloga venezolana que estudia comunidad de
remotas de Sudamérica:
https://www.bbc.com/mundo/noticias-57021236

  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
Suscribite para recibir nuevos artículos

 

Loading